<!-- --><style type="text/css">@import url(https://www.blogger.com/static/v1/v-css/navbar/3334278262-classic.css); div.b-mobile {display:none;} </style> </head><body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d7050621\x26blogName\x3dLuz!+C%C3%A1mara!...SPLAT!\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://rorrofilms.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_VE\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://rorrofilms.blogspot.com/\x26vt\x3d-1369563629618031958', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Batman begins - 2005


Título en español: Batman inicia
Escrita por David S. Goyer
Dirigida por Christopher Nolan
Protagonizada por Christian Bale, Liam Neeson, Morgan Freeman, Gary Oldman, Katie Holmes, Ken Watanabe, Rutger Hauer, Cillian Murphy y Michael Caine
Duración: 141 minutos

Batman begins no es la tradicional cinta sobre un superhéroe de las comiquitas. No se esperen ver algo parecido al desastre de Batman & Robin que hiciera Joel Schumacher hace ya casi una década. Este es un excelente film que, casualmente, tiene que ver con un héroe enmascarado...

Dejando claro desde el principio que no todo el mundo es tan fanático como yo de este tipo de historias, no puedo sino decirles que, a la hora de realizar un film basado en los personajes de los comics, son muy pocos los directores que hayan superado a Christopher Nolan, y los guionistas que se puedan sentar a la misma altura que David S. Goyer.

Nolan, el mismo que nos trajo Memento e Insomnia (la versión Americana), nos da ahora a un Batman diferente a lo que las demás películas han dejado ver. Olvidados quedan el héroe gótico y hasta mágico de Tim Burton, y el pasticho carnavalesco de Schumacher. En este film lo más importante son las personas, es Batman, es saber cómo llegó a ser lo que es, y por qué. A diferencia de las anteriores oportunidades, aquí los villanos no son el centro de atracción, ni es Batman solo una excusa para que ellos cometan extraños y extraordinario crímenes. No se trata de una permanente fiesta de disfraces, se trata de un ser traumado, acomplejado, resentido y vengativo que busca encontrar nuevamente su rumbo en la vida y que termina aceptando un rol que nunca hubiera imaginado tener que tomar.

El film narra la historia de Bruce Wayne (Bale), y como desde niño debe asumir una vida sin sus maravillosos padres y una terrible fobia a los murciélagos (todo esto explicado en los primeros minutos de la cinta), para luego convertirse en un joven sometido por los recuerdos y decepcionado de la vida: cuando sus padres son asesinados decide dejar su vida de multimillonario para encontrar la manera de hacer justicia en el mundo.

Pero este camino no le será nada fácil, primero deberá aprender a dejar de lado sus miedos y a entrenarse para convertirse en un imbatible guerrero. Es aquí donde entra Ra's Al Ghul (Watanabe), líder de una especie de secta llamada la Liga de la Oscuridad, que se encarga de luchar contra las injusticias en el mundo. En ella recibe el entrenamiento de parte de Ducard (Neeson), uno de los hombres de mayor rango dentro de la misma.

Con este nuevo conocimiento, y con las ganas de ayudar a recuperar a Ciudad Gótica de las manos de los criminales, Bruce regresa a su hogar para comenzar a convertirse en Batman, siempre con la ayuda de su inseparable Alfred (Caine) y del sargento Gordon (Oldman) -- quien luego se convertirá en el comisionado.

Una de las diferencias más grandes entre este film y las demás versiones de Batman es que en esta ocasión se busca darle la mayor cantidad de realismo posible. Obviando ciertas cosas que son necesarias cuando se narra una historia de superhéroes, este Batman no es superior a los demás hombres solo por que sí. Se entrena en artes marciales, práctica ejercicios físicos, trabaja para construir su bati-cueva, sus artefactos tienen cierto sentido y lógica científica (que aunque sigan sonando exageradas, es mejor que nada), y lo más importante: es humano. Si lo golpean le salen moretones, si lo cortan le sale sangre. No es invencible, ni está libre del temor.

Otro elemento que distancia (millas y millas) a este film de los demás es su elenco. Sin querer hablar mal de Michael Keaton, ningún Batman ha sido tan bueno como Bale. Se le siente accesible, posible y sobre todo, real. Su actuación es fuerte y directa -- y es sorprendente ver su aspecto físico luego de saber la diferencia de peso que tenía para este film y para The machinist. El resto de los actores también hace un trabajo sensacional, comenzando obviamente por el dos veces ganador del Oscar, Sir Michael Caine. Su Alfred es más cómplice, más amigo y no solo una conciencia distante y un recordatorio del pasado junto con sus padres (con disculpas a Michael Gough). Morgan Freeman, en un rol limitado como Lucius Fox, un ejecutivo de las Industrias Wayne y otro cómplice del héroe enmascarado, también hace un buen trabajo. Gary Oldman, quien nos tiene acostumbrado a sus actuaciones exageradas de personajes excéntricos, nos regala una interpretación más controlada y menos alocada.

Por su parte, todos los villanos destacan. Sin necesidad de ver a Uma Thurman con spandex verde o a Schwarznegger con maquillaje azul, los cuatro personajes 'malos' de este film son esenciales y le dan un sabor especial al resultado final. Watanabe aparece sobrio e infunde gran temor en su postura de maestro, mientras que Neeson, a pesar de ser un rival, surge como una figura paterna y un maestro para Bruce. Tom Wilkinson interpreta a Carmine Falcone, el capo de la mafia de Ciudad Gótica, un hombre sin escrúpulos que hará lo que sea para seguir dominando a la ciudad, mientras que Cillian Murphy es el Espantapájaros, uno de los villanos más famosos de las historietas de Batman (especialmente bueno es el uso de los efectos especiales para su máscara).

Si hay algo que no me gustó del film es el trabajo de Katie Holmes. La futura (y quien sabe por cuánto tiempo) Sra. Cruise tiene quizás el rol que menos cuadra en la obra, el de la defensora pública Rachel Dawes, amiga de la infancia y enamorada de Bruce. Su papel no es más que una excusa para obligar a Bruce o a Batman (dependiendo de cómo esté vestido) a actuar de una u otra manera. Otra cosa que no me gustó mucho fue la música, no porque sea mala, sino porque me pareció que por momentos dejaban que opacara las imágenes (particularmente cuando Ducard entrena a Wayne en las heladas planicies de los Himalayas).

Este film es altamente recomendable y es, en mi opinión, el mejor film de Batman hecho a la fecha, secundado quizás por Batman returns y luego por Batman, films estos que sin bien son buenos, distan mucho de ser perfectos.

…y antes de terminar, ¿dónde consigo un batimóvil? Si alguién sabe, ¡me avisa!

Batman begins es uno de mis films favoritos del 2005


comentarios:
Concuerdo 100% con tu reseña...
Yo como seguidora de los comics, y más específicamente de Batman, estoy completamente consciente que es un personaje ficticio y su entorno es surreal, pero... acaso sus traumas, temores y sentimientos no son basados en situaciones posibles? entonces, por qué no darle un toque de “realidad“ a su historia?... Lo siento por Tim Bourton (mi favorito), pero quedó relegado a un segundo lugar como bati-director.
Y yo también quiero un batimóvil!!! Esos no los tienen en los planes de compra programada?

 
Es cierto, este Batman es el mejor de todos. Me gusto mucho como lo presentaban, como un ser humano real. Como iba armando o adecuando sus artefactos, el traje, el batimovil. Se daba trancazos, se caia, tal cual: era mas real.
De "Batman y Robin" mejor ni hablar :-)

 
No es por llevar la contraria, pero desde cuando el chiste de una pelicula de superhéroes es hacerlo parecer "real"?
No conozco el comic y por ello perdi por adelantado la discusion, pero siendo un simple mortal que se crio viendo a Adam West y el Salon de la Justicia, me costo ver "Batman Begins" como una pelicula de Batman cuando se nos presenta a un ninja que pelea espadas y anda en un tanque negro.
Digo, la pelicula me gusto, pero me cuesta verla como una pelicula de Batman. Estoy relegado a "tomar la palabra" de los expertos en comics que arguyen que la adaptacion es genial, pero como simple mortal con referencias pop de Batman, la imagen cuadra poco.
Un saludo,
V.

 
Buen punto el de Vicente...

 
me gustó mucho, pero me parece un filme para un público más determinado, el verdadero fanatico de Batman o alguien que vaya totalmente desligado del filme, mucha gente se vio decepcionada porque esperaba llevar a los crios a ver la nueva pelicula de Batman, y se encuentran con este filme mucho más oscuro que los iniciales, desvirtualizando esa imagen tan comercial que hicieron de batman luego que Keaton dejo de ser Bruce. A mi me fascina Batman, pero hasta Gatubela, no se le puede negar nada a michelle y a danny devito, y que me dices de jack nicholson como guason?? no no, esas fueron obras maestras, burlonas, satiricas, exageradas, oscuras, fantasticas, Batman pues, un heroe de comics al fin y al cabo.

Katie Holmes me sigue pareciendo tan simplona, el mismo papel de Dawson`s creek, y del que EEUU se enamoró, no creo que la dejen ser más por mucho tiempo. Su papel fue totalmente predecible, la incorrompible, decente, arriesgada y medio marimacha, que es amiga y amante del protagonista.

 
Publicar un comentario

Regresa a la página anterior...