<!-- --><style type="text/css">@import url(https://www.blogger.com/static/v1/v-css/navbar/3334278262-classic.css); div.b-mobile {display:none;} </style> </head><body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d7050621\x26blogName\x3dLuz!+C%C3%A1mara!...SPLAT!\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://rorrofilms.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_VE\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://rorrofilms.blogspot.com/\x26vt\x3d-1369563629618031958', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

The Manchurian candidate - 2004


Tí­tulo en español: El embajador del miedo
Escrita por Daniel Pyne y Dean Georgaris
Dirigida por Jonathan Demme
Protagonizada por Denzel Washington, Meryl Streep, Liev Schreiber, Jeffrey Wright, Ted Levine, Kimberly Elise y Jon Voight
Duración: 130 minutos

The Manchurian candidate es un remake de un clásico de Hollywood, filmado en 1962 por el gran John Frankenheimer. En esta ocasión, la guerra de Corea ha sido reemplazada por la primera Guerra del Golfo, pero el resto del film guarda mucho parecido con el original.

Denzel Washington es el Mayor del Ejército, Ben Marco, quien constantemente tiene terribles pesadillas que tienen que ver con su época de servicio en Kuwait. Durante el día, sin embargo, Marco recuerda cómo el Sargento Raymond Shaw (Schreiber) salvó heróicamente a la patrulla, haciéndose merecedor de una condecoración por su valentía – pero más que recuerdo, lo que tiene es una sensación como de saber que eso fue lo que sucedió, pero no tener memoria de que sucediera. Esto lo confunde mucho, pero Marco no ve la relación entre esa sensación y sus pesadilla.

No es sino hasta que se topa con un excompañero (Wright), quien también sufre de las mismas pesadillas – y a quien quizás han afectado más – que Marco parece caer en cuenta de que algo no está bien. Comienza a atar cabos y a pensar que algo extraño sucedió mientras estuvieron en el desierto.

Para tratar de averiguar qué fue lo que realmente ocurrió, Marco intenta contactar a Shaw, quien ahora es un reconocido político, siguiendo los pasos de su difunto padre y de su madre, la Senadora Eleanor Prentiss Shaw (Streep). Pero esto resulta complicado ya que Shaw acaba de aceptar la postulación a la Vice Presidencia, por lo que la seguridad a su alrededor se hace cada vez más estricta.

Pero en la medida en que Shaw se vuelve más y más poderoso, y más prominente en el escenario político, Marco comienza a sospechar que él también debe estar involucrado en lo sucedido, y paso a paso comienza a descubrir pistas que lo van llevando a un complot para tener un ‘infiltrado’ en la Casa Blanca. ¿Estará Shaw al tanto de lo que sucede? ¿Cuál es el rol que juega su madre en todo esto? ¿Podrá Marco desenmascarar el plan, o lo detendrán antes de hacerlo?

Esta adaptación coincidió con un momento en el que la mentalidad del pueblo Norteamericano está llena de ideas de complots, guerras y movidas no muy éticas por parte de sus gobernantes. Es un momento en el que la atención del pueblo está enfocada en las elecciones y el futuro del país, un momento en el que documentales como Fahrenheit 9/11 obligan a reflexionar sobre las verdaderas intenciones del gobierno y sobre la veracidad de las noticias que los medios dejan colar.

Solamente basado en esa ‘coincidencia temporal’ se puede decir que el film resultó un éxito, sin embargo, analizado desde un punto de vista más objetivo y abstracto, la película sufre un poco si se la compara con la versión original, más por la dirección que por las actuaciones.
El film es bastante lento, y no logra el objetivo de ir aumentando la tensión a medida que se van descubriendo los hechos, y que Marco va conociendo qué fue lo que realmente le hicieron mientras estuvo en Kuwait.

Las actuaciones son estelares, y era de esperarse si se considera que entre Washington y Streep tienen 17 nominaciones y 4 premios Oscar. Streep es intimidante como la Senadora, capaz de hacer cualquier cosa por el poder, y por ver a su hijo en la Casa Blanca. Schreiber hace muy bien el rol de marioneta política, un hombre aparentemente despistado y fácil de manipular. Washington hace un trabajo bastante sólido, pero que no se puede considerar como uno de sus mejores esfuerzos.

En la versión original, el papel de Washington lo interpretó Frank Sinatra, y el de Meryl Streep lo realizó Angela Lansbury, quien resultó nominada como Mejor Actriz de Reparto.

En líneas generales, The Manchurian candidate es un buen thriller político, que va de la mano con muchas de las teorías actuales sobre lo que ocurre realmente tras bastidores en el mundo de la política Norteamericana.

Pudo haber sido mejor, y quizás no es tan bueno como el original, pero igual es un trabajo sólido que vale la pena ver. Recomendaría que lo vieran sin haber visto primero la versión original, y ver esta después para comparar ambas películas.


comentarios: Publicar un comentario

Regresa a la página anterior...